EL ARBOL DE OBJETIVOS

árbol de objetivos

“El hombre crece junto con sus grandes fines.” Friedrich Schiller

El árbol de objetivos permite determinar las acciones necesarias para resolver un problema de la problemática representada en un árbol de problemas.

Relación medio-fin de los objetivos

La estructura del árbol de objetivos se basa en una lógica fines-medios.  Permite visualizar la relación de medios a fines entre las diversas soluciones posibles para todos los problemas planteados en el árbol de problemas.

Un árbol de objetivos no representa la solución a un problema, sino la relación entre las soluciones a los problemas de la problemática y su vinculación fin-medio.

Es por esto que es necesario escoger de entre todas los objetivos del árbol, aquel que resuelve en su totalidad uno de los problemas del árbol de problemas.

Esta selección es la clave de la formulación de proyectos, ya que así como escoge qué problema será solucionado, se escoge también cuales no lo serán, por lo que esta selección se la debe hacer aplicando criterios de priorización de intereses basados en el análisis político.  Se buscará favorecer a la mayor cantidad de grupos involucrados.

Elaboración del árbol de objetivos

El árbol de problemas se construye de la siguiente manera:

  1. Se reemplaza cada problema del árbol de problemas por un objetivo, el cual es el antiproblema o la situación deseada, expresando el problema en forma positiva.  Por ejemplo para el problema: «50.000 personas viven en la calle» el antiproblema puede ser «50.000 personas viven bajo techo”.
  2. Cada objetivo se redacta en participio pasado, como si ya se hubieran alcanzado, es decir como logros alcanzados y no tareas a realizar.
  3. Se realiza un análisis vertical empezando por la parte superior del árbol para verificar que los objetivos que están en el nivel inmediatamente inferior son medios necesarios y suficientes para alcanzar tal fin.  Si no lo son se debe aumentar los objetivos que representen medios necesarios y no presentes originalmente.  
  4. Una vez que un nivel ha sido analizado se realiza este análisis con cada objetivo del nivel inmediatamente inferior hasta concluir con todos los objetivos.
  5. Se selecciona uno de los objetivos del árbol reconociéndolo como el Propósito del proyecto, lo que significa que el problema que le correspondía será totalmente solucionado por el proyecto. 
  6. Se reconoce los objetivos en el nivel superior del Propósito como los Fines del proyecto
  7. Se reconoce los objetivos en nivel inferior del Propósito como los Componentes del proyecto.

 

¿Necesita mejorar la  gestión de proyectos en su organización?

Conozca más sobre la gestión de proyectos y agende una reunión para conversar sobre las necesidades específicas de sus proyectos y presentarle nuestro programa #ProyectosEfectivos mediante el cual conseguirá cumplir sus objetivos, entregará los resultados en los plazos y costos establecidos y mejorará el retorno de sus inversiones.

A %d blogueros les gusta esto: